Malvinas: el barrio en sus 30 años

Las Malvinas: 30 años palpitando al ritmo de lo comunitario

 

Invalid rotator ID specified (path erf_99_1336296377/erc_95_1336411451 doesn't exist). Unable to display rotator.

 

1982 fue el año en el que un grupo de mujeres vecinas del barrio El Bosque llamadas „Las Domitilas“ junto a un grupo de jóvenes, iniciaran un proceso de ocupación de tierras para la construcción de una escuela y un centro cultural. El objetivo de esta toma de tierras era buscarle solución a una problemática que cada día  afectaba a las familias de este sector de la ciudad: El acceso casi nulo a la educación de cientos de niños y jóvenes del sector.

Inspiradas en su lema “Nos educamos en comunidad bajo la luz del evangelio”, Las Domitilas dieron inicio con su acción colectiva a un proceso que desembocaría en otro igual de significativo: La fundación de un nuevo barrio al Suroccidente de la ciudad de Barranquilla.

La necesidad de vivienda y las pocas alternativas reales para resolver la problemática a través de iniciativas del gobierno local o nacional, motivaron a muchas personas a tomar posesión de las tierras aledañas al terreno ocupado por las Domitilas para la construcción de la escuela.

Esta ocupación de tierras propició una serie de dinámicas de encuentros y de organización comunitaria que tuvieron inicio con acciones como la limpieza de los lotes, la repartición por familias de los terrenos, las jornadas solidarias de construcción de “los techos”, sancochos comunitarios y peñas culturales que ayudaron poco a poco a tejer una red de amistad y de organización social de base alrededor del sueño de una vivienda digna. Así, sin proponérselo, el grupo de las Domitilas y los jóvenes del barrio El Bosque, originaron el nacimiento del barrio Las Malvinas.

“Al barrio se le llamó “Las Malvinas” porque la toma de los terrenos coincidió con la época de la guerra de las islas Malvinas entre argentinos e ingleses, y comparamos esa lucha con la nuestra. La de ellos era la defensa por la soberanía del territorio, y en nuestro caso, era la defensa de un derecho básico: La vivienda para cientos de familias destechadas. Se cometieron muchos atropellos contra las mujeres y niños. Detuvieron a muchas personas. El enfrentamiento contra las autoridades del momento y los supuestos dueños fue muy fuerte y constante. Fue casi como una batalla que resistimos.”

Nos cuenta Luis Octavio, uno de los habitantes y gestor comunitario de las Malvinas que participara en todo el proceso de ocupación y construcción del barrio. Edgardo, otro líder del sector comparte sus recuerdos sobre los inicios de las Malvinas:

“En sus inicios se construyeron unas 500 viviendas en cartón, madera, zinc….Todo lo que se encontraba servía para levantar una casa. Unas tres mil personas, dentro de los que se contaban muchos jóvenes y niños fueron los primeros habitantes de Las Malvinas. Hoy día viven en el barrio unas trece mil quinientas personas en más de tres mil viviendas. Este es un barrio que se ha logrado con lucha y sacrificio y desde siempre se ha forjado el liderazgo en sus aguerridos habitantes. Por ello es necesario recordar y reconocer personajes como Himel Machado abogado que defendió con sus tesis el derecho a la posesión de las tierras, al grupo de Las Domitilas encabezadas por Mayito quienes fueron las fundadoras de la Institución Educativa Centro Cultural, a Santander Pérez otro aguerrido líder que conformó el “Grupo pro-desarrollo” y la animadora social Ligia Saumeth, llamada Mama ligia quien fundó el Comité Femenino y alrededor de este  se formaron otros grupos como el Comité Cívico y el Comité Juvenil. Ella especialmente comprendió la importancia del trabajo solidario y comunitario y lideró un proceso de mujeres que aportaron y siguen aportando al fortalecimiento de nuestras comunidades.”

El presente de Las Malvinas

Invalid rotator ID specified (path erf_99_1336296377/erc_25_1336569614 doesn't exist). Unable to display rotator.

Treinta años después de la primera ocupación de tierras, la lucha de estas familias no ha terminado. Si bien hoy se siente más la presencia del Estado a través de inversiones públicas que han mejorado las condiciones de vida de los “malvinenses”,  el tema de la titulación de los terrenos a nombre de las familias habitantes y propietarias sigue abierto. Con ello se limita por ejemplo, la posibilidad de estas familias para acceder a recursos y programas de mejoramiento de vivienda dirigidos a sectores empobrecidos. Frente al tema nos comparte su opinión una de las vecinas que ha participado de las festividades de Aniversario:

“Ese es el caballito sobre el que se montan los politiqueros para sacar votación en época de elecciones: Votos a cambio de la promesa de la titulación. ¡Eso es irrespetuoso! Son 30 años que hemos ido construyendo una parte de la historia de esta ciudad…Años de mucho aguantar y de lucha, ya es tiempo de ser propietarios de nuestras casas. Hace tres administraciones nos prometieron eso y vea usted…”.

Cuando se camina por el barrio se perciben a primera vista algunas carencias. La ausencia de parques y zonas de juego y recreación con condiciones óptimas para el esparcimiento de niños y jóvenes, el desborde de alcantarillas que forman riachuelos de aguas residuales en algunas calles del barrio, haciendo evidente un problema de canalización que puede llegar a afectar la salud pública, así como el manejo inadecuado de las basuras, son algunas de las problemáticas en las que hay que seguir trabajando para mejorar las condiciones de vida de los habitantes de este sector. Más allá de las puertas de las casas, muchas a medio construir, se viven realidades que hablan de la pobreza en la que siguen sobreviviendo muchas familias en el barrio. Frente a ello, por más gestión comunitaria que exista, sólo podría tener un verdadero efecto de cambio la implementación de políticas públicas dirigidas al mejoramiento de las condiciones de vida de las familias de los sectores más pobres en la ciudad.

Preguntamos a Luis Octavio y Edgardo, nuestros guías en este recorrido por la memoria del barrio, ¿De dónde salieron los recursos para construir obras como el salón múltiple, la biblioteca, el colegio, entre otras construcciones de significancia para el barrio y sus habitantes?:

“Aquí hubo una significativa inversión de organizaciones internacionales. Por ejemplo las primeras obras se construyeron con aportes de Plan Internacional. Los líderes y liderezas del barrio a finales de los ochenta asumieron la construcción de obras comunitarias que beneficiaron a todos. Es de esta época que se recuerda a una de las líderes femeninas más representativa de la historia de nuestro barrio: Ligia Saumeth, fundadora del Comité Femenino y una defensora de los derechos humanos conocida por todos como Mama Ligia. Ella también fue una de las que vió en Plan Internacional la oportunidad para construir obras en el barrio. Paradójicamente se vieron momentos en los que los intereses personales entre algunos líderes afloraron y eso afectaba los procesos locales naturales de nuestra comunidad. Eso creo que habla de una de las debilidades de ese tipo de intervenciones externas, porque no solo es importante la obra de cemento, sino los procesos que hay detrás y que llenan de sentido esos edificios… Pero eso hace parte de los procesos y lo más importante es que se superaron los problemas. Y bueno, con los dineros aportados por esta organización internacional se construyeron obras como el Salón Múltiple, el Preescolar, la Casa de la Salud, la Cooperativa y La Biblioteca, que ya no existe, así como el Colegio Mundo Bolivariano que para nosotros representa una de las obras que más recoge la memoria de los procesos comunitarios que se han dado en Malvinas, ya que en un principio funcionaba con el esfuerzo y empuje de jóvenes que se capacitaron en el colegio La Normal (La Hacienda) en convenio con Plan Internacional,  y sin recibir un peso como pago a su labor, les trasmitían sus conocimientos a los niños y jóvenes del barrio y sectores vecinos…Ese fue un proceso muy enriquecedor. Hoy día el colegio es responsabilidad del Distrito de Barranquilla.”

Edgardo complementa esta información para hacer referencia a la manera y momentos como se llevaron a cabo las obras de infraestructura en servicios públicos básicos y de mejoramiento de vías de acceso al barrio, haciendo énfasis en el papel de la comunidad que de manera organizada ha sido la que ha propiciado que en el barrio se hayan dado este tipo de avances:

“Por el barrio han pasado procesos o programas a nivel nacional para disminuir la pobreza absoluta y a través de esos programas se nos dio la posibilidad de tener las primeras tuberías de agua potable domiciliaria. Eso significó para nosotros dejar de traer el agua en mula o sobre los hombros desde el barrio Bosque o a través de los carros tanque en los tiempos de verano cuando no caían aguas lluvias, porque en invierno por el estado de las calles destapadas era imposible por el barrial que se formaba!. Cuando llega el señor Bernardo Hoyos por segunda vez a la alcaldía de Barranquilla, se logra que Malvinas sea incluido en el proyecto de “Normalización de agua potable, alcantarillado y aseo”, que se llevaba a cabo en conjunto con la empresa A.A.A (Triple A).

La pavimentación de la calle principal también fue un logro que la lideró el difunto Santander Pérez, y gracias a esa gestión desde ese momento dejamos de sufrir con el transporte urbano porque las líneas de buses podían llegar más cerca a los habitantes, ya que en época de invierno esto era imposible. Aunque hoy día esta vía requiere de mantenimiento y de una re-inversión por el mal estado en que se encuentra en varios tramos. A través de el programa de electrificación en los llamados barrios subnormales de la ciudad, se logró la regulación de la electrificación del barrio, esto último hay que reconocerlo, gracias al apoyo del Señor Verano de la Rosa. Desde hace un par de administraciones distritales se han visto inversiones públicas que se reflejan en los trece tramos de vías pavimentadas, la ampliación de la Institución Educativa Distrital Mundo Bolivariano y la construcción del puesto de salud o PASO. Todo esto ha sido conseguido con mucho esfuerzo y ha exigido la organización de la gente del barrio. Lo que esperamos es que la administración distrital siga ejerciendo su deber y siga invirtiendo en el desarrollo en estos sectores de la ciudad que significa al tiempo mejora de la calidad de vida de sus habitantes.”

En el barrio se han dado procesos sociales y culturales muy fuertes que no se deben olvidar. Aquí se dió inicio, por ejemplo, al proceso de la Radio Comunitaria en el suroccidente de la ciudad. Fue en Las Malvinas donde Vokaribe Radio Comunitaria tuvo su primera sede o centro de producción radiofónica en el colegio Mundo Bolivariano.

El 30 Aniversario

Invalid rotator ID specified (path erf_99_1336296377/erc_66_1336396024 doesn't exist). Unable to display rotator.

La fiesta de Aniversario del barrio se celebra cada año el 27 de abril. Este año una serenata recorrió las principales calles de Las Malvinas, se brindó un homenaje a los líderes fundadores de este proceso que se iniciara hace 30 años y del que se han beneficiado cientos de familias. En el lugar donde alguna vez funcionó la Biblioteca del barrio y que hoy se utiliza como cancha de fútbol, se realizaron la mayoría de los actos de celebración. Música y danzas tradicionales en vivo, jornadas deportivas, teatro al aire libre, jornadas de juego y recreación para los niños y niñas del barrio, el sonido de “los pikós” y  grupos de tamboras amenizaron la gran fiesta. En suma se cumplió el objetivo final de la celebración en comunidad de la fecha más importante  de este barrio al Suroccidente de Barranquilla.

Luis Octavio y Edgardo se despiden y nos anuncian que deben continuar sus quehaceres de cada día. Luis Octavio nos dice como despedida:

”Hace 30 años yo tenía 19, y viví con todo el compromiso esta lucha colectiva para conseguir una vivienda…Hoy esta generación de jóvenes no puede olvidar como se consiguieron los techos donde viven, como se levantaron las primeras obras y calles. Hoy la fiesta debe servir para seguir trabajando por esto que hace años iniciamos. Todavía nos falta mucho para lograr el barrio soñado.”

Redacción: Patricia Rendón | Fotos: Samuel Ramírez, Jairo Cisneros, Octavio González y Edgardo Olivo| Fuentes: Entrevista con Octavio González, Documento sin publicar: “Malvinas un barrio con Historia” de Edgardo Olivo: | Entrevistas realizadas en el barrio con varios habitantes.

About The Author: Patricia Rendon

Patricia Rendón es comunicadora social y periodista de formación. Radialista comunitaria y gestora de proyectos de comunicación. Es editora del sitio VokaribeNet y la Franja Informativa de Vokaribe Radio Comunitaria. Contacto: vokaribe.redaccion(at)gmail.com

Comments

  • Reply bebe riquet

    Muchas gracias Vokaribe por este nutrido artículo sobre Las Malvinas. Seguiremos luchando para conseguir el barrio soñado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *